Chat with us, powered by LiveChat Skip to main content

SALÓN DEL VEHÍCULO CLÁSICO DE PADUA

Hemos llegado ya a la trigésimo quinta edición el salón del Vehículo Clásico más grande de Europa, con sede en Padua. Una feria de fama internacional que en un principio estaba reservada a los coleccionistas y que se ha ampliado a lo largo de los años a los apasionados, los simpatizantes y los profesionales del sector. Del viernes 26 al domingo 28 de Octubre, el salón del Vehículo Clásico albergará más de 90.000 metros cuadrados de feria: no solo más de 1600 expositores, sino más de 5.000 automóviles, para contemplar. Fábricas de automóviles, concesionarios, restauradores de automóviles clásicos, accesorios y mucho más han llenado los 11 pabellones de la feria alcanzando una cantidad exagerada de visitantes. Los temas principales son tres: recambios clásicos, fábricas de automóviles y el denominado Future Hub.

Creado en 1983 como mercado de los automóviles clásicos, no es una coincidencia que la mayoría de los pabellones del salón estén completamente dedicados a este mundo: un auténtico paraíso para los apasionados de historia y cultura del motor, transportados a un mundo donde no se descuida ningún detalle, por pequeño que sea. Fisgoneando entre los stands de recambios podemos encontrar sobre todo los de automóviles clásicos que señalan la evolución que ha cambiado este medio de transporte, desde los inicios de la década de los 70. Para pasar después a los coches de ensueño, los que pertenecían a escritores, y personajes de la cultura y artistas, hasta llegar al denominado Instant Classic, que engloba todos los automóviles modernos que por sus peculiaridades ya han conquistado la posición como piezas de museo para el futuro que nos espera.

No solo vehículos, sino recambios, accesorios y vehículos en miniatura: un viaje fascinante por los manuales del siglo pasado, matrículas antiguas, emblemas, pernos y todo lo necesario para llamar la atención de los principiantes que pasan su tiempo comprando estas piezas únicas y particulares.

¿Y qué decir de las motos…? En la exposición dedicada a los vehículos clásicos no pueden faltar las motocicletas: los vehículos del pasado, restauradas o por restaurar están a su disposición para observarlas o para adquirirlas.

Lo que nos llama la atención de esta zona de exposición para coches y motos clásicos además de los modelos que se exponen es la pasión y el entusiasmo que se palpa en el aire: una sensación de entusiasmo que se puede ver sobre todo en los Clubs, donde la fuerza de los apasionados del tema y de la organización de encuentros te transporta en ese mundo sin darte cuenta. No debe pensar que este mundo esté reservado solo a los hombres, como podrá comprobar al entrar: además de las señoras apasionadas de ese mundo (el mundo de los motores ya no es solo una cosa reservada a los hombres sino que es amado de tantas señoras) le hará cambiar idea observar los stands vintage y de artesanía de calidad que llama la atención a las señoras en general, no solo a las apasionadas del tema, por sus accesorios deportivos, los baúles para viajar, los bolsos, los espejos para maquillarse, los ambientadores y las cazadoras combinadas con la tapicería de los coches, que son algunos de los complementos extraños que puede observar en el área de la feria que no debe dejar de visitar.

¡Un salón del automóvil de Padua para todas las edades, y todos los sectores y épocas: pasado, presente y futuro! Podrá darse cuenta por los pabellones dedicados a las empresas del automóvil, en los cuales podrá admirar y descubrir nuevos modelos, nuevas tecnologías y diseños y por los departamentos que están orientados hacia el Future Hub. El que acabamos de mencionar, denominado también como “eje principal del futuro” como exige la traducción del inglés al italiano, permite dar una sensación de “pequeño centro” al espectador, para que se sienta de verdad en ese círculo, donde los proyectos, las elaboraciones y las ideas se forjan y se dejan listas para el futuro. Algunos de los ejemplos pueden ser los siguientes: Smart Fortwo Electric drive cabriolet, el único coche eléctrico en el mercado o la moderna e-Golf, en la que podrá descubrir los sistemas de asistencia para la conducción más revolucionarios. Conocer, descubrir y divertirse, son ante todo la base del salón de Padua dedicado a los coches clásicos. Pasear por los pasillos y los pabellones es una sorpresa tras otra, como las exposiciones monotemáticas, desde los coches clásicos deportivos, hasta showroom completamente dedicados a los coches y motos clásicos de la Policía (la moto Guzzi Falcone 500 o la Ferrari negra 250 GTE que se usaron en los años 60 en la Jefatura de Policía de Roma, que han protagonizado la persecución de numerosos delitos).

Si en cambio desea observar, controlar y curiosear ha llegado al lugar adecuado y en el momento oportuno, para compras dinámicas y emocionantes: la subasta. En esta edición 2018 también se contará con la casa de subastas inglesa Bonhams, que ha confirmado su asistencia, con modelos únicos de coches y de motos listos para la venta. La cita con la Feria del Vehículo Clásico de Padua se confirma como un récord de asistencia que aún no ha cerrado sus filas y que probablemente no se termina con esta edición actual sino que sigue calentando motores para la próxima cita del año 2019, con novedades, sorpresas, detalles curiosos y entusiasmo para todos sus apasionados.